La depresión se llama Ana

  Hace mucho tiempo conocí a una chica que se llamaba Ana. Tenía un apellido un tanto extraño y la recuerdo perfectamente porque siempre se inscribía a las mismas optativas que yo. No me di cuenta de que sufría de cierto apego hacia mí, hasta que un amigo (mi marido, actualmente), me lo dijo. Para... Leer más →

WordPress.com.

Subir ↑